Dos jóvenes después del colegio se encuentran en la casa sabiendo que sus padres llegan tarde de trabajar y están solas y tranquilas. Ya ahí la cosa se descontrola y la temperatura sube muchisimo, sus coños ardientes piden a gritos ser tocadas y penetrados delicadamente, luego un clásico sexo oral lesbico del mejor y para el final con las conchas ya bien mojadas un dildo para terminar con una acabada descomunal.